Pedaladas entre volcanes

Se trata de una travesía inédita que recorrerá sobre una Fatbike equipada al máximo Gerard Anton quiere enlazar en bici los cinco volcanes más activos de Islandia y subirlos hasta el cráter. Entre ellos figura el Eyjafjallajokull, que paralizó el tráfico

GerardAnton_VolcanoFatBike_Iceland-big

En los últimos años lo ha probado casi todo: los raids, un trekking en el Everest, una travesía por el Ártico, la John Muir trail estadounidense (prueba atlética de autosuficiencia entre el Yosemite y el Mt.Withney)… Indiscutiblemente la aventura es el leit-motiv de Gerard Anton (Tarragona, 31 años). Pero siempre hay nuevos retos que afrontar. El próximo lo ha ideado él mismo. En julio afrontará una travesía en bicicleta, en solitario, uniendo los cinco volcanes más activos de Islandia con la intención de subir hasta el mismo cráter de todos ellos.

Serán en total 650 kilómetros en los que pretende enlazar el Eyjafjallajokull (1.666 m.) -que en 2010 paró el tráfico aéreo europeo al entrar en erupción-; el Katla (1.918 metros); el Hekla (1.488 m.); el Grimsvötn (1.725 m.) y el Hvannadalshnúkur (2.110 m., la montaña más alta del país nórdico).

logogerard

Por si fuera poco un 80% de la ruta discurre enmedio de glaciares, y 350 kilómetros de la ruta ni tan siquiera están señalizados y le obligarán a tirar del GPS.

El reto es osado -«hay que estar un poco loco para hacerlo», asegura el propio Gerard- por los enormes riesgos que entraña: viaja solo; no tiene posibilidad de reavituallar en plena ruta; el GPS puede quedar inoperativo; deberá a enfrentarse a constantes nevadas y lluvias y, sobre todo, existe el peligro de que los volcanes entren en erupción; en los glaciares, además, deberá combatir las bajas temperaturas que pueden oscilar entre los 5 y los -15 grados; a las grietas y posibles caídas y a fuertes ráfagas de viento que pueden dañar su tienda.

Él mismo define la expedición como «una mezcla de ciclismo, alpinismo y trekking». Además de la aventura, persigue como gran objetivo la filmación de un documental que a su regreso se emita en televisiones y festivales de montaña.

Su compañera de viaje será una fatbike, una bicicleta ideada en Escandinavia precisamente para poder circular sobre el hielo y la nieve de los glaciares. Su principal característica son sus amplias ruedas.

churchilledits_day_03_23

Completamente equipada

En el caso de Gerard su bici va además completamente equipada con placas solares para recargar las baterías del GPS, las cuatro cámaras de filmación que utilizará, los frontales… Por supuesto sus alforjas llevarán además la tienda de campaña en la que pasará las noches, el saco, la ropa polar, comida liofilizada y el hornillo con el que deberá fundir la nieve para hidratarse a diario. Sólo la bici pesa 15 kilos.

You May Also Like